LA UNIÓ informa que las intensas lluvias de las últimas horas provocan daños de importancia en las infraestructuras agrarias de muchas comarcas

LA UNIÓ de Llauradors señala que las intensas lluvias caídas a lo largo de las últimas horas en toda la Comunitat Valenciana dejan por el momento importantes daños en las infraestructuras agrícolas de muchas zonas, sobre todo en las comarcas centrales y del sur de nuestro territorio. No obstante, hay que esperar porque el temporal continúa y mañana incluso se puede acentuar.

Así, las infraestructuras agrarias de dominio público, como los caminos o barrancos, e infraestructuras privadas, como los sistemas de riego por goteo, vallados o márgenes, han quedado completamente destrozados en numerosas localidades y tardarán en volver a la normalidad, por lo que LA UNIÓ demanda a la Generalitat y Diputaciones que reparen lo más pronto posible los caminos para poder acceder a las parcelas.

También hay cultivos que se han visto afectados por los efectos del agua como es el caso de la viña donde se teme por la pérdida de una parte importante de la cosecha en algunos términos municipales, entre el 70% por ejemplo en la Font de la Figuera y el 50% en Moixent, situación que se puede generalizar al resto de localidades de la Costera y la Vall d’Albaida. A los daños directos cabe añadir el posible retraso en las labores de la vendimia que ya se ha iniciado en algunas zonas. También se observan daños en el cultivo de hortalizas en algunas zonas.

Otros inconvenientes de estas lluvias es que el exceso de agua encharcada y humedad podría ocasionar la aparición de hongos en los cultivos. No se ha visto dañado por el momento el cultivo del arroz y únicamente se han ocasionado pequeños problemas para desembalsar de forma rápida el agua de los campos. Existe preocupación en la uva de mesa del Vinalopó por si sigue lloviendo de forma continuada, aunque por ahora no se detectan efectos negativos; lo mismo que en la almendra donde la mayor parte de la cosecha sigue en los árboles y también preocupa que caiga al suelo y no se pueda recoger pronto por la imposibilidad de entrar a las parcelas.

En el cultivo del caqui existe preocupación no ya por la lluvia en sí, sino por el posible efecto del viento al ramear la fruta o rotura de ramas. Para los cítricos en general son beneficiosas porque la fruta aún está verde y servirá para aumentar el calibre

A pesar de estos daños muy localizados, las lluvias hasta la fecha son muy positivas para el conjunto de la Comunitat Valenciana y para la mayor parte de los cultivos. Sirven para ahorrar riegos, para recargar los acuíferos, limpiar los árboles para prevenir posibles plagas y regeneran los pastos para alimentación del ganado, entre otras cosas.

Visitas: 19

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Union de Uniones de Agricultores y Ganaderos para añadir comentarios!

Participar en Union de Uniones de Agricultores y Ganaderos

https://www.facebook.com/uniondeuniones

EL TIEMPO

 

© 2019   Creado por UNIÓN DE UNIONES.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio