LA UNIÓ pide a la Conselleria de Agricultura que investigue el atípico rajado de una gran cantidad de naranjas durante esta campaña

Agroseguro ha trasladado hoy al sector su intención de cubrir los daños para los asegurados si son importantes y están generalizados 

LA UNIÓ indica que hay una parte la cosecha en buenas condiciones que debería lograr un precio adecuado

LA UNIÓ de Llauradors pide a la Conselleria de Agricultura que investigue las causas por las que una parte importante de la producción de naranjas y una parte también de las mandarinas de la variedad Ortanique sufre un inusual problema de rajado que las hace inservibles comercialmente para el mercado en fresco.

Tras los resultados de la investigación que solicita LA UNIÓ cabría que se incluyera este problema, que siempre ha existido pero que este año se ha manifestado de una forma desmesurada, dentro de las coberturas actuales de la línea del seguro de cítricos. En este sentido Agroseguro ha trasladado hoy al sector que va a cubrir de forma excepcional a los asegurados (módulo 3) ese riesgo durante esta campaña, siempre y cuando los daños sean generalizados e importantes.

Hace unas semanas aparecieron de forma aislada en algunas parcelas de cítricos síntomas de rajado pero progresivamente se han extendido y en algunas comarcas como el Camp de Túria o l’Horta son muy relevantes. Normalmente el rajado aparecía con un verano seco y tras las lluvias del otoño, lo que provocaba que el fruto se rajara en su proceso de maduración. Pero este año no ha habido apenas lluvia y al parecer el riego ha tenido el mismo efecto en la fruta que si hubiera llovido.  

LA UNIÓ también considera que se debería incluir la “clareta”, un arrugamiento de la piel, dentro del seguro de cítricos pues en estos momentos no se cubre porque se contempla como un síntoma genético varietal y no como producto de una adversidad climatológica.

La campaña de naranjas está resultando muy atípica por el rajado, la clareta y una caída de la fruta por la poca fuerza del pedúnculo, cuyas causas también se desconocen. De todas formas todavía hay una parte de la cosecha de naranjas en buen estado que debería tener a juicio de LA UNIÓ un precio adecuado y no verse arrastrada por la psicosis generada que afecta mucho más a unas zonas citrícolas que a otras.

 

Para más información: Ramón Mampel, Secretario General LA UNIÓ (609 28 29 16)

Visitas: 164

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Union de Uniones de Agricultores y Ganaderos para añadir comentarios!

Participar en Union de Uniones de Agricultores y Ganaderos

https://www.facebook.com/uniondeuniones

EL TIEMPO

 

© 2020   Creado por UNIÓN DE UNIONES.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio