Unió de Pagesos pide al Departamento que vuelva a declarar la emergencia cinegética en las zonas donde sea necesario

Unió de Pagesos denuncia que la acción de los jabalíes ha provocado esta semana graves daños en una parcela de colza, en los parajes de Can Martí y can Caballero, de Canet d'Adri (Girona), con el resultado de toda la cosecha perdida . La misma parcela ya sufrió en agosto pasado los daños de los jabalíes, que arrasaron una plantación de girasoles. La organización recuerda que denuncia continuamente estos hechos, y que los perjuicios en las explotaciones como consecuencia de la sobrepoblación incontrolada de los jabalíes van en aumento.

En este caso, los jabalíes han dañado la colza de una parcela de 8,3 hectáreas, de las que han arrasado tres. El resto ha sido apacentada por los corzos y por los mismos jabalíes. La pérdida económica para el agricultor ha sido de 4.400 euros en semillas, insecticidas y preparación del terreno. Además, aunque ahora es época de caza, el Área Privada de Caza de Canet d'Adri tiene autorizaciones extraordinarias para hacer actuaciones nocturnas pero no se llevan a cabo con la frecuencia debida. De los 25 días autorizados sólo se han efectuado dos salidas con un resultado de sólo 12 animales abatidos.

Ante esta situación, UP exige al Departamento que vuelva a declarar la emergencia cinegética en esta área y en todas las que aún tienen densidades de jabalíes superiores a ocho por km2, independientemente de que se esté en periodo hábil de caza, de acuerdo con lo que establece la normativa. Agricultura está incumpliendo esta normativa en limitar el período de emergencia cinegética al inicio de la temporada de caza. Por el contrario, si no lo limitara, cuando las áreas privadas no actúan o los resultados son ínfimos, el Departamento podría ejecutar de forma subsidiaria las medidas excepcionales necesarias para detener los daños.

La organización señala que, además de los numerosos daños de los cultivos, la disminución de la población de jabalíes reduciría los accidentes que provoca en las carreteras el último de los cuales tuvo lugar el pasado 18 de noviembre en Roses, cuando dos jóvenes resultaron heridos al chocar con la moto con un jabalí. Según el Servicio Catalán de Tráfico, los accidentes provocados por fauna salvaje, la mayoría por jabalíes, en las carreteras de Girona fueron 594 en 2015 mientras en 2010 fueron 272.

Además, Unió de Pagesos reclama al Gobierno que ponga en marcha ya las medidas previstas en el Plan de gobierno del pasado abril, entre las que la creación de un Plan Interdepartamental de daños de fauna salvaje, la creación de un grupo especial de gestión cinegética y captura de fauna en el cuerpo de los Agentes Rurales, y la nueva ley de caza que debe sustituir al actual, que data de 1970.

Visitas: 38

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Union de Uniones de Agricultores y Ganaderos para añadir comentarios!

Participar en Union de Uniones de Agricultores y Ganaderos

https://www.facebook.com/uniondeuniones

EL TIEMPO

 

© 2018   Creado por UNIÓN DE UNIONES.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio